“El docente debe lograr que los niños amen ir a la escuela”

El maestro Xuxo Ruiz (Cádiz, 1975) enseña a través de la magia en un colegio público de Sevilla. Es el único español de los 50 finalistas del Global Teacher Prize, considerado el Nobel de la Educación. En breve saldrá la quinta edición del libro en el que expone su método

¿Qué debe hacer antes el maestro: motivar o enseñar?
Para aprender tienes que estar motivado. Esa chispa de la curiosidad, la motivación y la atención la tiene que sacar el docente. Yo utilizo la magia, pero hay más recursos. Hace tres años, hicimos una película y los niños iban súper motivados. Al año siguiente, trabajamos en torno al mundo de la cocina y durante tres meses hicimos recetas saludables. Al final hicimos como un Master Chef. Hay que sacar la educación de las cuatro paredes de la escuela. Todo eso va a motivar y emocionar a los alumnos y van a tener más ganas de aprender. Todo lo que sea diferente, el niño lo capta.

Debe ser una ‘rara avis’ entre sus compañeros.

Todo docente debe tener un método de motivación, debe ser un desafío constante. Se puede tirar del cine, la cocina… La magia puede servir para repasar las sumas y las restas y hacerlo de manera divertida.Para algunos alumnos el colegio es una auténtica pesadilla.Sí, muchos niños van desmotivados y la labor del docente es conseguir que amen ir a la escuela. Los niños tienen sed por aprender y en muchas escuelas, por distintos motivos, esa sed se va apagando. El docente tiene que tener los suficientes recursos para que el niño vaya contento y con ganas de ir al colegio.

Anuncios

Implantación de la disciplina positiva en la escuela infantil El mundo de Mozart

 

Nuestro viaje comienza cuando en el año 2012 empezamos a desarrollar en nuestra escuela el programa de “Personal Skills”, compuesto por una serie de actividades destinadas a desarrollar las habilidades personales, sociales y emocionales de los niños. Este trabajo previo fue el primer paso para poder implantar posteriormente las dinámicas propuestas por la metodología de la Disciplina Positiva.

Paralelamente, en 2014, se inició un proceso de formación al profesorado en comunicación efectiva basada en la comunicación no violentadesarrollo personalprofesionalgestión emocional y técnicas para optimizar el trabajo en equipo.

En otoño de ese mismo año la directora de la escuela, Denise Zarruk Vargas, se formó en Disciplina Positiva, obteniendo así la Certificación Internacional como Educadora de Disciplina Positiva para Familias (2ª Promoción en España). Poco después comenzamos a impartir cursos de este método a las familias del centro como una manera más de integrar la Disciplina Positiva en todas las facetas educativas de nuestros alumnos y sistema educativo.

disciplina positiva

 

Mientras que en mayo de 2016 se desarrolló el proceso formativo en Disciplina Positiva para todo el equipo y en septiembre de 2017 pusimos en marcha la realización de actividades concretas de Disciplina Positiva con los alumnos de las aulas de 2 a 3 años y la utilización de las estrategias ofrecidas por este sistema como estilo educativo con todos los alumnos de la escuela.

(Seguir leyendo)

Cómo mejorar la rentabilidad de su colegio

El sector educativo en España separa en 3 grandes grupos los centros escolares atendiendo a su financiación: públicos, privados concertados y 100% privados. Así, mientras los primeros disponen –y conocen- de antemano los recursos económicos que disfrutarán durante el curso lectivo, los dos restantes tienen que sentarse a hacer números. Como fabricantes de uniformes escolares, desde hace casi 4 décadas, visualizamos desde una atalaya cómo gestionan los colegios sus finanzas y juegan con los distintos recursos para contar con una economía saneada en todo momento. Os contamos algunas de las prácticas que ponen en marcha los centros escolares más exclusivos de España para obtener esos ingresos extras.

Uno de los principales puntos de partida se basa en optimizar los gastos. Los centros escolares abren sus puertas –muchos de ellos- a las 7:30 de la mañana para acoger a los “madrugadores”, cerrando sus puertas –también en muchos casos- casi a las 8 de la tarde. En invierno supone un considerable gasto de calefacción, mientras los gestores y gerentes observan cómo las aulas se vacían al término del horario escolar legal. Es el momento en el que entran en juego las extra-escolares; aunque éstas –en muchos casos- no ofrecen ningún valor diferencial ni añadido que el realizado en academias externas. Y, por ello, los alumnos optan por acudir a otros centros en el mismo barrio. (seguir leyendo)